sábado, 26 de febrero de 2011

ESCRITO CON AMOR

Hay corrientes de empatía subterránea que brotan desde la aparente frialdad de este medio.
Cuando escribo esto, estoy pensando en tant@s amig@s de América a los que no conozco personalmente pero que forman parte de mi vida afectiva. Se me fueron Alicia Avalis o Martita ambas argentinas. Fueron años de amistad que no olvido. Y si las menciono es para no hacerlo con las vivas para no olvidar a ninguna.
Los españoles hemos abandonado en gran medida las buenas formas. Nos relacionamos con más brusquedad y no solo los hombres. Llamamos sinceridad a la sustitución de la amabilidad por la impertinencia y parece que no nos atrevemos a hablar de cosas personales.
Hay un equívoco frecuente entre los hombres españoles cuando se relacionan con mujeres americanas. Confunden su amabilidad e imaginan que las han conquistado. La tendencia del macho ibérico a creerse el rey del mambo le hace con frecuencia caer en el ridículo.

5 comentarios:

Zulymaruy dijo...

jajajajaj Vento¡¡¡ siempre me gusta lo que escribís, lo sabes. Pero en esta oportunidad, estoy 100% de acuerdo contigo. Claro que en algunos casos -hablo desde lo personal- al estar ligada desde tantos años, una como que va aprendiendo muchas cosas y ya no se enoja como antaño. Lo tomas o lo dejas y ya. O simplemente te amoldas y les dejas ser, a su aire, aunque interiormente pienses "cero al as".- Después de 10 años de idas y venidas de mi relación con Antonio (el gallego), además de todas las amistades cibernéticas en MM adopté esa tesitura que antes decribo. Claro que para ello, tuvo que pasar bastante tiempo.-
Es que cuando hablan, da la sensación que tienen la verdad absoluta y en la mayoría de los casos, si tú preguntas interesada por algo que pueda acercarse a lo personal, pareciese que le estás invadiendo o eres "cotilla", como me llama Antonio cuando saludo a alguien del edificio, o converso sobre lo bonito que está el día con la empleada del super p.ej. Y eso crispa un montón, eh?, Aunque como te comento antes, ahora, npc (ni puto caso). También confieso que últimamente ha cambiado un montón, no se si a consecuencia de su enfermedad o porque se ha dado cuenta que soy como soy y tá¡¡
Un besazo Vento¡¡¡¡

ella dijo...

Es cierto amiga, nuestros chicos ibéricos creen que la suya es la única verdad sin darse cuenta que solo ven un lado de la manzana. La comprensión holística es atributo de unos pocos, como por ejemplo Ventolín.

Ventolin dijo...

Gracias Zuly desde Ueruguay y gracias Ella desde Madrid. Tengo la suerte de conoceros personalmente y valoro mucho vuestro juicio y me alegra no ir del todo descaminado en mis apreciaciones. Os quiero

NORMA dijo...

Si, Andrés, Ali, que ya no está con nosotras, es recordada por mi a diario, por haber transitado la vida juntas desde la niñéz.......tus relatos son como siempre, agradables y sentidos.....

Anónimo dijo...

Jajajáaaaaaaa...!!! me ha hecho mucha gracia eso del macho ibérico.
Pues que se darán de narices y con el tiempo aprenderán que la amabilidad de una mujer nada tiene que ver con dar el sí para el amor sensual.
Histórico error de los hombres incluso aquello que muchos creen: que cuando la fémina dice NO, hay que insistir porque en el fondo quiere decir SI Jajajáaaa Ana