lunes, 30 de mayo de 2011

NO SOY OBJETIVO

¿Objetivo? Desde luego que no lo soy como creo que nadie lo es. No lo soy respecto a mis seres queridos, a mis amigos, ni lo soy respecto a las ideas fuerza que mueven mi vida. Tengo pues la suficiente dosis de subjetividad para ser una persona y no un robot.
Pero creo no equivocarme si afirmo que soy capaz de analizar la realidad que me rodea sin que los sentimientos y las querencias me oculten el fondo de las cosas.
En ocasiones me duele ver que “las cosas son así” pero no me duele reconocerlo porque hacer trampas en el solitario es de las mayores estupideces que puede hacer el ser humano.
Cuando ayer comentaba los a mi juicio errores del PSOE, lamentaba que fueran así a la vez que intentaba explicarme el por qué de los mismos. Y entendía que unos eran errores y otros malas prácticas de militantes poco o nada socialistas. Hace más de 25 años le dije a un miembro de una Ejecutiva Regional del PSOE una serie de verdades. Me respondió que lo que decía era muy fuerte y le dije: pregúntate si además de fuerte es cierto y no te olvides de que soy más socialista que del partido. Hoy sigo siendo lo primero y hace años que no soy lo segundo. Sigo votando socialista en cada proceso electoral y sigo criticando desde mi libertad de pensamiento, aquello que va contra mi ideología de progreso.    

No hay comentarios: